SANIDAD PÚBLICA

Mientras los balcones los aplauden la Junta de Castilla y León les despide

La junta esta cambiando contratos acortándolos y echando a sanitarios de baja.

David Medina

@David_jacobino

Martes 28 de abril | 17:38

Desde todos los medios de comunicación y las diferentes instituciones y partidos del régimen se habla de los sanitarios como “héroes” y se apoya los aplausos dirigidos a ellos. Es de sentido común, ¿no? Nos enfrentamos a una pandemia mundial y los que nos pueden defender de ella es el personal sanitario. Pero como hace tiempo que vamos viendo la realidad del apoyo de los diferentes gobiernos a los trabajadores sanitarios dista mucho de lo que dicen públicamente.

En Izquierda Diario hemos ido informando de la realidad sobre el terreno, y no la de los discursos. Un caso que ha resonado por todo el estado es el de Soria donde su propio alcalde hablaba de falta de medios y la falsedad de las cifras. En ese mismo artículo se hablaba de un hospital de campaña en Segovia, sin personal. En otro articulo hablábamos de otra realidad sobre la que se prefiere no hablar: el 90% de los fallecidos vivía en residencias de ancianos, CGT denunciaba la escandalosa falta de medios. El mismo sindicato, CGT, ha estado denunciando la situación del personal sanitario en Burgos y la de los celadores del Hospital universitario de Burgos en este y este. Uno de los casos más sangrantes fue el caso de los trabajadores de ambulancias en Burgos, que pertenecen a una empresa privada, parece que no es lo suficientemente importante para que sea publico... En medio de la pandemia su empresa les ha reducido el sueldo!Imaginamos que los dueños de la empresa les aplaudirán más fuerte a cambio...

Pese a todos estos antecedentes, que indignan a cualquiera al ver lo que valoran a los sanitarios y a nuestra salud, empresarios y gobiernos tristemente están alcanzando estos días nuevas cotas de cinismo, explotación y desvergüenza. Mientras sigue la pandemia, los sanitarios de Castilla y León cuentan que la comunidad ya ha prescindido de trabajadores desde el 31 de marzo. En otros casos solo se les hizo contrato con fecha de inicio y no de finalización y están viendo cómo mientras de primeras tenían plantilla horaria hasta el fin de junio ahora solo tienen hasta finales de abril. Todo esto esta facilitado porque, con la excusa de la urgencia y contando con la ingenuidad generosa de los y las trabajadoras, se les hizo contrato solo de palabra con lo que la indefensión es total. Después de irse sabiendo todo esto finalmente se ha hecho público que no renovaran a ninguno de los 2835 de los trabajadores de hospitales, emergencias 112 y atención primaria del Sacyl, a imagen de los 10.000 despedidos en Madrid.

Te puede interesar: Despidos y contratos precarios: así paga la comunidad de Madrid a los sanitarios que lucharon contra el coronavirus

Como si esto no fuera suficiente, el personal sanitario también denuncia que ha estado trabajando sin EPIs, lo que conlleva no solo peligro de contagio sino irritación de piel y ojos por el uso de lejía en las habitaciones donde hay infectados. El personal sanitario ni siquiera sabe si están contagiados al no habérseles hecho prueba alguna, ya nos podemos imaginar el riesgo que eso supone, pero es que además se ha estado despidiendo al personal de baja, bajas que en muchos casos habrán sido causadas por la falta de equipos de protección y test, se les echa y tampoco se les hace test, desechados como robots que ya no hacen falta. Mientras hacen todo esto la consejera de Sanidad de Castilla y León Verónica Casado se ha puesto a llorar en las Cortes (parlamento autonómico) por las muertes de los sanitarios, lagrimas de cocodrilo como las de la presidenta de la comunidad de Madrid, Ayuso. Ante los medios lagrimas y aplausos, después en los hechos explotación, falta de seguridad, despidos y muertes. Curiosamente, solo sale de manera masiva en los medios lo primero. Como ha dicho la propia consejera "Si no aprendemos de esta, todo puede ser terrible" toda la razón.

Mientras tanto CCOO y UGT aparte de denunciar los hechos y exigir que se mantengan los puestos de trabajo, no están haciendo nada para apoyar su discurso, dejando pasar este ataque en una situación en la que fácilmente se podrían revertir los despidos e incluso luchar por ampliar las contrataciones y presupuesto cuando toda la población ve la necesidad de una sanidad pública y esta aplaudiendo a sus trabajadores. La falta de EPIs podría ser solucionada con la reconversión de las fabricas de los sectores no esenciales para su producción, como proponían los trabajadores de Airbus en Francia. Pero para ello tiene que haber una intención de mover toda esa fuerza, intención que la burocracia de CCOO y UGT no tiene, en cambio si exigen mayor esfuerzo a los trabajadores. Para luchar contra este y todos los demás ataques contra la clase trabajadora es cada vez más urgente luchar por recuperar los sindicatos mayoritarios para que luchen por nuestros intereses y no, como hasta ahora, por los de los capitalistas.

Desde Izquierda Diario vamos a seguir dando voz a las luchas de la clase trabajadora, así como visibilizando los ataques que sufre. Nuestra intención es contarte lo que el resto de medios no hace. Si quieres colaborar te invitamos a formar parte de los círculos de izquierda diario, tu apoyo y militancia son cada día más necesarios. Escríbenos a [email protected] y únete a los círculos de izquierda diario.






Temas relacionados

Castilla y León   /   #coronavirus   /   Sanidad privada   /   Pandemia   /   Coronavirus   /   Sanidad Pública   /   Trabajadores sanidad   /   Sanidad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO