PROFESORES

Encuentro de Nuestra Clase: "Recuperemos la educación pública desde las bases"

Las y los profesores de la agrupación Nuestra Clase están convocando a encuentros en dos ciudades del país, bajo el lema “recuperemos la educación pública”. A continuación explican por qué y para qué. Te invitamos a leer las razones y decidir: ¿Te sumas?

Patricia Romo

Docente Liceo B-13. Presidenta Colegio de Profesores Comunal Antofagasta

María Isabel Martínez

Dirigente del Colegio de Profesores, Comunal Lo Espejo y militante de Nuestra Clase

Jueves 22 de agosto

La instancia pretende levantar una alternativa política que represente la continuidad de las luchas que llevaron a los paros docentes de los últimos años, (2014, 2015 y 2019) donde el movimiento de profesores logró la adhesión de amplios sectores sociales a partir de su programa de defensa de la educación pública, abandonada por los gobiernos de la Derecha y la ex NM.

La ciudadanía apoyó nuestras demandas, porque comprende que no son sólo nuestras, sino para recuperar y mejorar la educación del pueblo. Por lo cual este 2019 las y los profesores de todo el país desarrollamos un paro nacional que duró casi dos meses.

Nuestro lema fue mejorar las condiciones de funcionamiento de la educación pública, y logramos mostrar al país que la educación pública está en el abandono, lo que en muchas comunas es realmente crítico. Establecimientos con plagas de ratones, techos que no resisten la lluvia, bajas temperaturas en las salas de clases, y muchas profesoras que aún son discriminadas, como las de educación diferencial y parvularias. Ya que a ellas no se les reconoce la mención profesional, y ganan menos que el resto de sus colegas.

Familias de trabajadores, pobladores y estudiantes, estuvieron allí, apoyando en sus redes sociales, en los cacerolazos y en los establecimientos donde se sumaron a espacios de unidad, marcando un camino a seguir. Obtuvimos un importante aprendizaje, y es que frente a la sordera de los gobierno y su intransigencia displicente, sólo la fuerza de la movilización puede hacer realidad nuestras demandas, las de trabajadores, estudiantes y movimientos sociales.

Esa fuerza no puede ser otra cosa más que la unidad en la acción, en asambleas y manifestaciones, coordinandonos para el actuar en las calles con distintos sectores, como lo impulsamos en Antofagasta, junto a mineros y trabajadores del retail.

Somos profesoras y profesores de liceos y escuelas abandonadas por el Estado, de comunas populares donde se educan los hijos de la clase trabajadora

Nuestra Clase es una agrupación de profesores que participó activamente de los paros nacionales de estos últimos años, siendo parte de asambleas comunales especialmente en Santiago y Antofagasta. Creemos necesario la unidad con otros sectores y pasar de las demandas netamente gremiales, a demandas sociales para transformar la educación.

Por eso es que en la reciente movilización de siete semanas, propusimos que el Colegio de Profesores se pusiera a la cabeza de un frente de unidad de todos los sectores sindicales y estudiantiles, para llamar a un paro nacional bajo un pliego único de peticiones. Y buscamos que nuestra negociación como profesores fuera el canal de expresión de todos los malestares sociales contra las reformas precarizadoras de Piñera.

Este año faltó que sectores de privados y subvencionados se plegaran al paro. Estamos allí, y sabemos que desde acá no se adhirió, pero no por estar en contra de las demandas, sino más bien porque son un sector desorganizado, el cual debemos sumar si queremos transformar realmente la educación. Por lo cual, el Colegio de Profesores debería levantar una Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación,como una instancia que rompa con la fragmentación sindical actual.

Por un sistema único y nacional de educación pública con financiamiento integral basal y gobernado por sus propios actores, a través de mecanismos democráticos en escuelas y liceos.

Rechazamos la reforma de Bachelet mal llamada “desmunicipalización”, puesto que junto con la Carrera Docente son políticas que mantienen los mecanismos de mercado y asfixian la educación pública. A las y los profesores nos hacen competir y agobian con una evaluación estandarizada, e introducen una burocracia política improductiva que se encarga de pagar salarios recortados, mientras ellos obtienen sueldos millonarios.

Por eso se debe detener el proceso de creación de Servicios Locales de Educación, y seguir con la demanda histórica de nuestro gremio: que los establecimientos vuelvan al Estado, eliminando a los intermediarios municipales, corporativos o servicios territoriales que desvían fondos en vez de financiar integralmente a la educación.

Nuestra lucha busca revertir la tendencia mercantil, estamos por una socialización de la educación por medio de un Sistema Nacional de Educación Pública de propiedad estatal, pero cuyo gobierno sea descentralizado por medio de Consejos Escolares Resolutivos, para que la comunidad controle el proyecto educativo en conjunto con los trabajadores de la educación, cambiando la orientación actual de la educación desde un aprendizaje estandarizado, a uno que esté al servicio de las necesidades de la población.

Nuestra alternativa en las elecciones del Colegio de Profesores

Actualmente el movimiento docente es dirigido por el Frente Amplio. En la presidencia está Mario Aguilar del grupo docente Refundación, perteneciente al Partido Humanista parte del FA. Aguilar se hizo de la conducción del movimiento producto del desprestigio de Jaime Gajardo del PC, quien prefirió apoyar al mal gobierno de Bachelet que estar del lado de los docentes, intentando bajar una inminente movilización con lo del ’telefonazo’ del Mineduc.

Este año Aguilar encabezó un paro nacional indefinido, que se venía reclamando desde las bases hace un año. En este gran paro, como conducción, se negó a tender puentes de unidad con otros sectores, hizo oídos sordos a las propuestas y ofrecimientos. Además, mientras en el Instituto Nacional golpeaban y continúan reprimiendo a estudiantes con Fuerzas Especiales, prefirió omitir aquel problema en las demandas docentes, y mientras en universidades enteras estaban en toma o en paro no buscó jornadas de acción en común, manteniendo a los profesores separados de los estudiantes que también se manifiestan por la educación pública. Tampoco planteó la unidad con las huelgas que aparecieron en paralelo al paro docente.

Te puede interesar:Por sexta vez consecutiva Carabineros ingresa al Instituto Nacional

Para Aguilar hay que implementar una estrategia basada en el trabajo con las instituciones del Estado, principalmente buscando abrir negociaciones con el gobierno y el parlamento. El problema de esa vía es que no se confía en las fuerzas de la movilización y la unidad de todos los trabajadores por pliegos comunes frente al Estado. Esto se demostró cuando antes de bajar el paro dieron apoyo a las respuestas del gobierno que eran principalmente más reuniones, mesas y promesas de leyes.

Este 2019 fue un paso adelante en la movilización docente y su impacto en la agenda política. Sin embargo las y los profesores no logramos en integridad nuestras demandas, y en esto también hay responsabilidades de la conducción del CdP.

Creemos que los profesores y trabajadores de la educación tenemos que transformar la educación en Chile. Para pasar de la desigualdad educacional a un desarrollo igualitario e integral de todas y todos en términos educativos. Por lo mismo tenemos que estar del lado de todas las demandas democráticas de los trabajadores, de estudiantes y de las mujeres. Por ejemplo, hay que reimpulsar y llenar de trabajadores la coordinadora No+AFP, acabar con el abandono de la salud pública, por el derecho al aborto libre, seguro y gratuito, y por todas las demandas del pueblo trabajador, de los explotados y oprimidos, pero por sobretodo, por la unificación de estas demandas cuando nos movilizamos. En eso quedamos al debe.

Frente al gobierno de Piñera, decimos que los recursos del país deben ir para el financiamiento de los derechos sociales y no para la represión. Mientras no hay plata para educación, hay millones para operativos policiales en colegios y universidades. Los profesores tenemos que enfrentar junto a la juventud los ataques del gobierno de Piñera, oponiéndose a la persecución en liceos y universidades, desde el Colegio de Profesores.

Te puede interesar: Personalidades firman campaña: Por el derecho a educarnos sin represión ni violencia policial

Invitación a un encuentro: Recuperemos la Educación Pública desde las bases

Vemos que persisten problemas como la discriminación salarial a las profesoras, educadoras diferenciales y de párvulos, la deuda histórica, el abandono estructural por déficit de financiamiento, la reforma curricular que elimina a Historia, Educación Física y Artes. Esto y más sigue sin resolver, mientras el gobierno no quiere responder ni echar pie atrás en sus reformas.

Por esto, es importante levantar una alternativa dentro del Colegio de Profesores que busque representar, con convicción y consecuencia, las demandas docentes e instalar como política nacional la “Recuperación de la Educación Pública, desde las bases docentes”.

Invitamos a todos los docentes/trabajadores y estudiantes a apoyar esta iniciativa y proponer una nueva alternativa del gremio de profesores, una tercera vía que esté basada en la confianza en nuestras fuerzas y con independencia política de los partidos políticos del régimen, que sólo han profundizado la educación de mercado, a través del abandono deliberado de la educación pública.

Buscamos construir una gran fuerza, que sea alternativa desde y para las bases, y contemple la unidad, dentro y fuera del magisterio, de colegiados y no colegiados, de municipales y subvencionados, y junto a otros trabajadores de la educación, a apoderados y a estudiantes, por nuestras demandas para recuperar la educación pública.






Temas relacionados

Paro de profesores   /   Patricia Romo   /   Nuestra Clase   /   Colegio de Profesores de Chile   /   Educación

Comentarios

DEJAR COMENTARIO