Mundo Obrero

TUCUMAN

Trabajadores de supermercados Emilio Luque toman el principal centro de distribución

Pertenecen al centro de distribución de Los Vazquez y reclaman por la deuda salarial y por sus fuentes de trabajo.

Miércoles 21 de agosto | 08:52

Desde hace meses el empresario Emilio Luque mantiene un agresivo lock out patronal con el objetivo de desguazar la cadena de supermercados. En el mes de julio la empresa solicitaba la convocatoria a un concurso preventivo de crisis, una instancia judicial previa a la quiebra mediante la cual las partes se sientan a negociar que impide a la empresa efectuar despidos y la obliga a pagar los salarios en tiempo y forma. De lo contrario, se cae el procedimiento.

Las 1200 familias que trabajan en los establecimientos del supermercado no han sido notificadas de sus despidos; la estrategia de Emilio Luque es ahogarlas económicamente y obligarlas a desistir de la lucha, dejando de pagar los salarios al mismo tiempo que solicita nuevos préstamos con respaldo del gobierno provincial y busca compradores para el supermercado.

La toma del predio de Los Vazquez, donde trabajan unas 300 personas con antigüedades de hasta 35 años. Allí los trabajadores nos contaron que lo ultimo que cobraron fue 1200 pesos y que luego del bloqueo al molino harinero de Emilio Luque, la empresa les dió tickets de mercadería por un valor de hasta 6 mil pesos a cuenta de los salarios de junio. Hace más de tres meses que están sin cobrar sus salarios y sin cobertura de la obra social. Desde el domingo

Mientras tanto el sindicato de comercio (SEOC) brilla por su ausencia. Tras las importantes movilizaciones a Plaza Independencia que encabezaron los trabajadores del supermercado junto a sus familias, el titular del gremio y legislador peronista, Roque Brito, dio por derrotada la lucha afirmando que “los trabajadores ya están en la calle. Para nosotros, no hay más alternativas”. El SEOC debería convocar a un paro provincial y movilización a la Casa de Gobierno contra el vaciamiento y la extorsión a estas 1200 familias.

En complicidad con el accionar completamente ilegal del grupo empresario, Manzur se limita a señalar al gobierno nacional como responsable de la crisis económica. Pero se niega a recibir a los trabajadores. Dice defender el empleo, pero solo defiende a los que aplican tarifazos y despidos.

Esta semana los trabajadores decidieron atrincherarse en el centro logístico de la empresa y comenzar un acampe para resistir el ataque patronal. De la asamblea de ayer participaron trabajadores de otras sucursales que se enteraron por sus propios medios. Allí denunciaron que los delegados no informaron, ni invitaron a la misma. La toma de Los Vazquez puede convertirse en un punto de apoyo para volver a reagrupar fuerzas del conjunto de los trabajadores y votar un plan de lucha que vuelva a poner en la agenda pública la pelea de estas 1200 familias por sus fuentes de trabajo.






Temas relacionados

Sindicato de Comercio   /   Juan Manzur   /   Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO