Mundo Obrero

TIERRA DEL FUEGO

Ushuaia: “Hace más de dos meses que miles de estatales resistimos y marchamos día y noche”

Ayer hubo una nueva movilización masiva. Hablan Horacio Catena, del Sutef y la CTA Autónoma, y Claudia Pereyra, compañera de uno de los luchadores detenidos esta semana por el gobierno de Bertone.

Sábado 7 de mayo de 2016

Ante las detenciones ilegales del gobierno de Bertone en la ciudad austral se convocó a una nueva marcha repudiando las mismas y las restricciones impuestas a los dirigentes luego de ser excarcelados.

La multitudinaria marcha, según algunos organizadores, superaba las cinco mil personas. Se manifestaron con antorchas, cantos y bombos entre la noche el frío bajo cero. Entre los manifestantes se veían pancartas repudiando a los funcionarios del gobierno provincial, reivindicando la memoria de Víctor Choque y llamando a sostener la lucha. La Izquierda Diario fue parte de la marcha y conversó con algunos referentes de esta lucha.

“Peleamos por la libertad completa de nuestros compañeros y por la recuperación de todos nuestros derechos”

Horacio Catena es el secretario general de la CTA Autónoma fueguina y del Sindicato Unificado de Trabajadores de la educación Fueguino (Sutef) de Ushuaia.

¿En qué estado actual está la lucha?

  •  Estamos hace 67 días resistiendo un ajuste brutal de Bertone, el cual se descarga sobre la base de un paquete de leyes. Ese paquete de leyes tiene algunos puntos fuertes, que son la reforma de todo nuestro sistema previsional, la quita de derechos a las personas con discapacidad y la creación de un nuevo código fiscal provincial y una agencia de recaudación provincial nueva, lo cual da origen a un tarifazo espantoso. Los aumentos en las tarifas y a lo que son los impuestos son entre un 600 y un 1,300 %.

    Así que esa es la situación que el gobierno ha definido. No dar el brazo a torcer, profundizar el ajuste, y eso ha llevado a distintas instancias: desde persecuciones administrativas hasta las últimas detenciones de los cinco compañeros que fueron al estilo de la dictadura, sin ninguna garantía constitucional, de manera brutal.

    Y bueno, ese escenario es en el que nos estamos moviendo. Se logró que los liberen a los compañeros pero con una libertad mentirosa, porque las condiciones que les han puesto de excarcelación es casi una detención domiciliaria. Así que estamos peleando por la libertad completa de nuestros compañeros y por la recuperación de cada uno de nuestros derechos.

    En esta marcha se proyectaron imágenes y audios de los compañeros

  •  Sí, prácticamente de los 67 días debemos haber marchado 55, todas las noches y todas las tardes, a veces dos marchas por día. Hacemos asambleas informativas o resolutivas todas las noches, y ahora vamos a hacer una muy particular que es en repudio a la detención de nuestros compañeros. En ese marco la proyección de audios que tienen que ver con saludos de nuestros compañeros que no pueden venir debido a la restricción.

    Como resolviendo que los compañeros estén acá de alguna manera ya que tienen prohibido acercarse

  •  Sí, tienen prohibido estar a 100 metros y si violan eso la excarcelación se les cae hasta que termine el proceso, por eso digo que es una libertad mentirosa, libertad a medias.

    ¿Cuántas personas son las que están resistiendo hoy por hoy en el acampe?

  •  Somos miles, porque es constante el ir y venir. Hubo picos, bajas, amesetamientos y ahora estamos de vuelta subiendo el piso que teníamos. Pero siempre somos muchísima gente, somos todos los estatales.

    Después tenés un momento en el que se puede y un momento en el que no se puede andar mucho, dependiendo también las actitudes de ciertas organizaciones: hay organizaciones que han traicionado, que se han ido con las detención de nuestros compañeros y eso golpea en el momento.

    Pero estamos recuperando todas las bases a partir de la convocatoria de la central, así que en ese sentido estamos bien.

    ¿Y la ciudad cómo responde al acampe?

  •  Bueno, la ciudad tiene diferencias muy marcadas. Ushuaia es una ciudad chica y es capital de provincia. Esa capital de provincia tiene sectores medios y altos muy acomodados, con mucho poder adquisitivo, entonces no les cae muy simpático el acampe.

    Pero nosotros tenemos una presencia muy fuerte en la ciudad, los estatales, y eso hace que tengamos un apoyo mayoritario de la población.

    ¿Se acercaron de otras ciudades del país a darles apoyo, ya sea de medios o de organizaciones?

  •  Sí, la solidaridad nacional es muy importante, personalidades, partidos, diputados.

    ¿Se sienten apoyados?

  •  Sí, muy apoyados. Ha habido un paro muy importante en Neuquén, ha habido actividades en todo el país prácticamente el día posterior al arresto de los compañeros, así que obviamente eso tonifica, nos ayuda y por ahí, digamos, nos permite replantearnos los objetivos. Porque muchas veces el “efecto isla” no es solo para algunas cosas, afecta en todas las cosas.

    ¿Algo para agregar?

  •  Solo agradecerles la presencia y agradecerles a través de ustedes a todos los militantes del campo popular que están viniendo y que están siempre preocupados y de las radios comunitarias y desde los distintos ámbitos que pueden nos apoyan. Así que a través de ustedes es un vehículo par agradecer la solidaridad de todos los compañeros.

    COMO UN ’GRUPO DE TAREAS’

    “Para deternerlos nos revolvieron todo, pero no decían qué buscaban”

    Claudia Pereyra es la compañera de Horacio Gallego, uno de los luchadores detenidos que, por las restricciones impuestas a su libertad, no pudo participar de la marcha.

    ¿Cómo fue la detención de Horacio?

  •  A la madrugada irrumpieron en mi casa golpeando las puertas a los gritos. Nos despertamos todos. Horacio se levantó, le pedían que abra la puerta si no la iban a derribar. Él no sabe si abrió o no la abrió, pero cuando entraron eran alrededor de quince personas vestidas de negro.

    Lo redujeron en el momento, lo tiraron al piso, le pusieron un pie en la mano, otro en la cabeza, le pusieron la rodilla en la espalda. Lo tuvieron boca abajo todo el tiempo hasta que lo vistieron y se lo llevaron. En ese interín yo me desperté, salté de la cama desnuda como estaba y a los gritos.

    Mi hija menor de edad estaba en otro dormitorio y ella pudo ver parte de toda la situación que se vivió. Mientras ellos se lo llevaron, se quedaron revisando la casa. En algún momento trajeron una persona que pudo ser testigo, no sabía yo quien era. Después en otro momento entró otra persona que también pudo haber sido testigo. Mientras tanto, yo estaba encerrada en mi habitación con mi hija, y ellos seguían con su allanamiento.

    ¿Cómo está Horacio?

  •  Estuvo detenido hasta hoy (por ayer). A eso de las 2 de la madrugada le dieron la libertad. Condicionada, por supuesto, porque le pusieron muchísimos inconvenientes. Él, a partir de las 10 de la noche hasta las 6 de la mañana tiene que permanecer en mi domicilio y hay muchas cosas más que no puede hacer.

    Como por ejemplo acercarse a los edificios de gobierno

  •  El no puede acercarse a los edificios de gobierno. No puede acercarse a la carpa, no puede acercarse a 100 metros de ninguna persona que pertenezca al gobierno. Y no sé que otras cosas más porque aún no pude hablar con la abogada, no pude saber todo.

    ¿Qué era lo que buscaban, qué era lo que le decían esa noche?

  •  Mientras estuvieron ahí no decían lo que buscaban. Ellos revolvían todo pero no decían lo que buscaban. En algún momento dijeron “buscamos un handy”... pero quedó ahí. Se llevaron solamente la ropa que él tenía puesta el día anterior y su teléfono celular, nada más.

    ¿Y con vos fueron muy hostiles?

  •  A mí y a mi hija nos pusieron en un dormitorio y es ahí donde nos quedamos mientras ellos revisaban el otro dormitorio y los otros lugares.

    ¿En qué creés que va aquedar esto?

  •  Por ahora entiendo que la abogada le habrá dicho a Horacio los actos donde no puede estar, los lugares donde no puede estar. Está imposibilitado de participar de todo acto que corresponda a estos 65 días.

    Yo tengo un audio que mi hija grabó desde que comenzaron a golpear la puerta desde afuera. El teléfono quedó abierto. Se grabó toda la situación hasta el final. Yo pude enterarme de esto ese día, como a las cinco de la tarde, que ella lo pudo contar, se pudo soltar, porque estaba en shock.

    Con ese audio yo me fui a fiscalía e hice la denuncia que corresponde. Eso está en manos de la justicia.

    Entrevistas y fotos desde Ushuaia: Sol Romero






    Temas relacionados

    Horacio Catena   /   Rosana Bertone   /   Frente para la Victoria   /   Ajuste   /   CTA   /   Mundo Obrero

  • Comentarios

    DEJAR COMENTARIO